Rio+20, único paso positivo la importancia que se le ha dado por primera vez a los océanos





El documento final no implica ningún avance sólido, sino meras y débiles declaraciones de intenciones, en la mayoría de los casos reiterando objetivos ya existentes en otros textos.
Oceana valora la relevancia que por primera vez se ha dado a los océanos en la Cumbre de Rio +20. Sin embargo, la organización internacional de conservación marina considera la declaración final como una débil declaración de intenciones, sin ningún compromiso legalmente vinculante que responda de manera inmediata a las necesidades urgentes de conservación y gestión de los océanos del mundo. Rio +20 concluye sin ningún avance real hacia un futuro sostenible.
“El  documento final no implica ningún avance sólido, sino meras y débiles declaraciones de intenciones, en la mayoría de los casos reiterando objetivos ya existentes en otros textos. En aras del consenso se han sacrificado los compromisos que con tanta urgencia se necesitan para restablecer la salud de nuestros océanos”, afirma Xavier Pastor, Director Ejecutivo de Oceana Europa. “Basta un poco de perspectiva histórica para ver que este texto final de Rio +20 y nada son lo mismo”. 
La Cumbre se ha celebrado 30 años después de la adopción de UNCLOS (Ley del Mar), 20 después de la Cumbre de la Tierra y 10 después de la Cumbre de Johannesburgo sobre el Desarrollo Sostenible. La aportación del texto final ha sido subrayar la importancia de los océanos dentro del desarrollo sostenible, si bien se ciñe a refrendar los acuerdos alcanzados entonces.
“Lo único relevante de la Cumbre ha sido la importancia que por primera vez se ha concedido a los océanos”, explica Ricardo Aguilar, Director de Investigación de Oceana Europa. “No hay avances reales en creación de áreas marinas protegidas, donde solo se reiteran compromisos pasados, ni en la protección de los hábitats de alta mar, y el texto referente a la recuperación de los stocks pesqueros ya se acordó hace una década”.
Rio +20 pide a los Estados que se comprometan con carácter urgente a alcanzar el Rendimiento Máximo Sostenible en 2015 en los términos definidos en Johannesburgo ya en 2002, es decir, que recuperen los stocks pesqueros agotados hasta el nivel que permita generar las mayores capturas posibles de forma indefinida en el tiempo. Además, hace un llamamiento a la adopción de planes de gestión según los datos científicos, incluyendo la reducción o suspensión de las capturas.
La Cumbre también ha recordado el compromiso establecido en el Convenio para la Diversidad Biológica de proteger un 10% de los ecosistemas costeros y marinos, cuyo cumplimiento ya tuvo que retrasarse de 2012 a 2020 por el retraso de los países.
ECOticias.com - Oceana  Imágenes: brunode2d.blogspot.es
-------------------------------------------------------




La fuente de nuestro alimento, medicinas y agua potable, así como los sustentos de millones de personas, pueden estar en peligro ante la rápida disminución de la biodiversidad de especies de animales y plantas, según un nuevo estudio que traza el rápido descenso de las especies de fauna y flora en el mundo.
La última actualización de la Lista Roja de Especies Amenazadas de la UICN publicado hoy muestra que de las 63.837 especies evaluadas, 19.817 están amenazadas de extinción, incluyendo el 41% de los anfibios, el 33% de los arrecifes coralinos, el 25% de los mamíferos, el 13% de las aves y el 30% de las coníferas.
Refiriéndose al informe, coincidiendo con la Cumbre de la Tierra en Río, la Directora General de la UICN, Julia Marton-Lefevre, dijo que la sostenibilidad es un asunto de vida y muerte para la gente y para el planeta. "Un futuro sostenible no puede lograrse sin conservar la diversidad biológica -especies de animales y plantas, sus hábitats y sus genes- no solo para la propia naturaleza sino también para los 7 mil millones de personas que dependen de ella. La última Lista Roja de la UICN es una llamada clara a los líderes políticos reunidos en Río para asegurar la telaraña de la vida en este planeta."
Aunque la mayoría de la gente en países ricos depende principalmente de especies domesticadas para cubrir sus necesidades diarias, millones de otras dependen de especies salvajes. Los ecosistemas de agua dulce se hallan bajo la importante presión de las poblaciones humanas en expansión y de la explotación del recurso de agua, dice la UICN.
"Los peces de agua dulce, importante fuente de alimento, se enfrentan a amenazas que van desde las prácticas de pesca insostenibles a la destrucción del hábitat provocada por la contaminación y la construcción de presas. Un cuarto de las pesquerías mundiales tierra adentro se localizan en el continente africano sin embargo el 27% de los peces de agua dulce en África están amenazados, incluyendo el Oreochromis karongae, una fuente de alimento sumamente importante en la región del lago Malawi que ha sido gravemente sobrepescado."
Se están llevando a cabo nuevos estudios en otras regiones y en la última actualización de la Lista Roja de la UICN, el arenque del Mekong, un pez comercialmente importante, endémico de la cuenca del río Mekong en la región del Indo-Burma, ha sido listado como vulnerable como resultado de la sobrepesca y la degradación del hábitat.
En algunas partes del mundo hasta el 90% de las poblaciones costeras obtienen gran parte de su alimento y sus ingresos a través de la pesca sin embargo la sobrepesca ha esquilmado algunas poblaciones de peces comerciales en hasta un 90%. Casi un tercio de las rayas están amenazadas de extinción incluyendo la raya Leopardo, de gran valor comercial, listada como vulnerable debido a la extensa degradación del hábitat y la fuerte presión pesquera.
Más de 275 millones de personas dependen de los arrecifes coralinos como fuente de alimento, protección costera y sustentos. Globalmente, las pesquerías en los arrecifes coralinos representan un valor de 6.800 mil millones de dólares anuales. La sobrepesca afecta al 55% de los arrecifes del mundo y, según la Lista Roja de la UICN, el 18% de los meros, un pez de arrecife de gran importancia económica, están amenazados.
Los arrecifes coralinos han de ser administrados sosteniblemente para asegurar que siguen proporcionando el alimento esencial del que dependen millones de personas, dice el informe.
"Los servicios y el valor económico que las especies proporcionan son irremplazables y esenciales para nuestro bienestar," dice Jon Paul Rodríguez, Vicepresidente de la Comisión de Supervivencia de Especies (CSE) de 
la UICN. "A menos que vivamos dentro de los límites establecidos por la naturaleza y gestionemos nuestros recursos naturales de forma sostenible, cada vez más especies se verán abocadas a la extinción. Si ignoramos nuestra responsabilidad comprometeremos nuestra propia supervivencia." 


 Fuente: Oceansentry.org

Entradas populares de este blog

Indígenas estadounidenses protestan en Washington contra gobierno de Trump

Patagonia Chilena: Mañana se estrena documental sobre polémica hidroeléctrica en Cochamó.

Vienen por nuestro litio con la excusa del auto eléctrico y la defensa del ambiente